¿En qué tipo de universidad estudiaste, y vives independientemente?

miércoles, 17 de febrero de 2010

El colmo de niño-grandismo: el parricidio



Lima ha sido conmocionada por el reciente caso del asesinato de la abogada Elizabeth Vásquez a manos de su hija, Elizabeth Espino, el enamorado de esta y otro cómplice. En este caso, que Viviendo Solo no puede dejar de lamentar, vemos los estragos que puede causar el fenómeno del niño-grande cuando es llevado al extremo y combinado con alguna psicopatología.

Según he podido colegir, la joven Elizabeth ha confesado que los móviles para el asesinato de su madre fueron dos: a) no le permitía verse con su enamorado y b) deseaba hacerse con su dinero. Esto nos parece abominable. Es el fenómeno de "lo que les pertenece a mis padres es en realidad mío". Evidentemente la chica esta adolece de algún tipo de locura, pero las cosas podrían haberse desarrollado de manera diferente si es que no se hubiera criado en este mundo en el cual se espera que uno viva con los padres hasta bien entrado los treintas o más allá.

Si mi mamá me prohibe verme con cierta persona, la solución es simple: me mudo. A donde sea que me mude, ya su jurisdicción no se aplica, y asunto resuelto. Es posible que haya problemas financieros, sin embargo. Pues me busco un trabajo. ¿Y si con el trabajo que consigo no me alcanza para la vida de lujos que tenía acostumbrado en la casa de mis padres? Piña. La vida es dura, y las mujeres caras.

Lo cual nos lleva al siguiente punto: el dinero. En la cultura mediterránea, el dinero de la familia es visto casi como ese dicho de los nativos de norte América y adoptado por los new agers: "la tierra no es algo que heredamos de nuestros ancestros, es algo que pedimos prestado de nuestros hijos". No jodan. La plata de los padres es de los padres y punto. Si para cuando se mueran queda algo que repartir, en fin, pero en principio tienen derecho a gastarselo como mejor les parezca. El otro corolario de la cultura mediterránea es que estos hijos de quienes "han tomado prestado" el patrimonio pecuniario familiar quizá se cansen de esperar que "se los devuelvan" y empiecen a exigir adelantos de herencia o quién sabe qué cosas. Y el caso máximo es el asesinato.

Qué decadencia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

En este blog no se permite el uso de replana en los comentarios. Ten esto en cuenta al comentar. Si es tu primer comentario en este post deberás consignar esta información:
Edad?:
Trabajas?:
Vives con tu mamita?: